Alejandro Verdugo: “Cada pedido lo hago como si fuera para mí”

Pintura a mano de bicicletas

No sólo le devuelve la vida a la bicicleta sino que también las personaliza con su sello pintado a mano. Este ciclista invadido por la creatividad y pasión por el arte nos cuenta cómo logró hacer de un hobby un emprendimiento que cada vez gana más terreno.

Por Andrés Santelices

Fotos Víctor Rojas

foto-1_webSer ciclista y autodidacta es una combinación que cada vez se repite más en Chile. Alejandro Verdugo es un claro ejemplo. Diseñador gráfico de profesión y pedalero por vocación, aprendió a armar, restaurar y pintar bicicletas personalizadas para quienes buscan marcar la diferencia cuando se trata de recorrer las calles en este vehículo. Hoy Traffik Bicicletas -como bautizó a su empresa- es su principal dedicación. “Pinto lo que me pidan”, dice orgulloso.

Todo partió con un accidente, no vial sino artístico. “Un día mandé a pintar una bicicleta y fue todo un fracaso porque la pintaron de otro color y me echaron a perder el cuadro. Fue ahí cuando dije ‘esta cuestión la tengo que hacer yo’. Decidí investigar cómo pintar, y al poco tiempo comencé pintando con spray hasta que logré adquirir una técnica. Así fue como me inicié en esto de las pinturas de las bicicletas”.

Alejandro confiesa que al principio fue un hobby, pero conforme a los buenos resultados que obtenía con cada trabajo, decidió ir más allá. “Inicialmente pintaba para amigos, quienes poco a poco confiaron en la mano de obra. Esto fue expandiéndose gradualmente, piensa que en ese entonces nadie podía pintar su bici como uno quería porque estaba todo restringido a ciertos colores. Cuando se abrió el abanico de clientes, dije ‘bueno me lanzo con esto’”.

 

Rescate del oficio

Como buen oficio, la pintura a mano de bicicletas requiere de gran habilidad manual y esfuerzo físico. A eso agregarle que como trabaja a pedido, está siempre contra el tiempo. “En mi caso es bastante sacrificado porque uno no quiere delegar nada. Si bien hay períodos bajos, en general hay harta demanda, de hecho, hay veces en que he postergado la entrega. Lo normal es que en un trabajo me demore dos semanas en cada cuadro, de hecho me ocurrió una vez que tardé un mes en pintar un cuadro”, comenta Alejandro.

El creador de Traffik destaca que como se trata más bien de una técnica artesanal, requiere de un arduo y minucioso trabajo. “Para dedicarse a esto hay que ser bien organizado. Hoy pintar bicicletas a mano puede resultar un oficio novedoso y estoy seguro que más adelante surgirán más personajes que se dediquen a esto de forma más profesional. Acá en mi taller es todo bien casero en comparación con otros países que utilizan más tecnología”.

 

foto-4_web

 

“Me inspiro con cada trabajo”

Verdugo comenta que no tiene un referente al momento de crear, sino que más bien la inspiración surge con cada pedido de sus clientes. “Por lo general trato de crear, para mí es más inspirador que alguien me diga ‘te dejo acá la bici, estos son los colores que tengo, haz algo con ellos’ a que me indique “mira quiero que mi bici quede igual a esta otra’. Por lo general siempre pinto algo que nazca de mí, porque el proceso es mucho más entretenido que estar replicando”.

Agrega que “soy una persona que hace su trabajo de forma súper honesta y cada pedido lo hago como si fuera para mí, pongo harta dedicación y me gustaría hacerme famoso por lo bien que hago las cosas. Confío en mi habilidad manual, por esa razón pueden venir tranquilamente a Traffik a pintar su bicicleta”.

foto-2_web¿Y los precios?

Alejandro indica que en su trabajo lo más sencillo es pintar una bicicleta de un sólo color, pero que no hace cromados porque implica un proceso químico en el cual se requiere otra infraestructura. Consultado por los precios, señala que “mi trabajo más básico cuesta $ 38 mil, es decir, pintar una bicicleta de un sólo color, y por el trabajo más caro he cobrado $ 150 mil. Todos los otros valores intermedios dependen de la cantidad de gráfica, cantidades de color, si son degradados, perlados o perlados más gruesos. Todo eso se habla con el cliente y se llega a un acuerdo”.

 

Facebook Traffik

traffik.contacto@gmail.com