Escrito por: 10:09 am Actualidad

Se inauguró la Placita de la Dignidad en memoria de Valeria Gazzano Archiles

Ayer por la tarde un centenar de ciclistas llegaron a la esquina de Inés Rivas con Gran Avenida para la inauguración de la “Placita de la Dignidad en memoria de Valeria Gazzano Archiles”.

Por Eduardo Inostroza Villaroel

El martes 15 de septiembre de 2020, Valeria de 21 años, salió de su casa en bicicleta, así como lo hacía todos los días. Esta vez iba de camino a la casa de su pololo, que la esperaba para pasar la tarde junto a ella. Lamentablemente un imprudente chofer de micro del recorrido 271– de la empresa Subus- manejaba a exceso de velocidad, cuando intentó adelantarla a la altura del paradero 27 de Gran Avenida, cuando la impactó.

A un año del siniestro vial que terminó con la vida de Valeria, su familia y amistades la homenajearon a través de la inauguración de un memorial en su nombre.

#JusticiaParaValeria

Alfredo Gazzano estaba emocionado por la gran cantidad de personas que llegaron a apoyarles, así dijo que “estos memoriales son importantes para hacer presión, para hacer conciencia del daño que provocan manejando de forma irresponsable, de forma criminal”.

Freddy como le conocen sus cercanos, es un padre que pide justicia, porque para él “el chofer decidió matar a mi hija en vez de adelantar a un auto que venía por el lado izquierdo. Él sabía que le iba a salir barato, ahora solo arriesga una condena de diez meses con firma mensual. Debido a todas esas injusticias nos unimos todos a las marchas de No + Ciclistas Muertxs”.

Asimismo Marion Archiles, madre de Valeria, apunta a las necesidades urgentes para que las y los ciclistas se movilicen con seguridad por las calles de la ciudad. Para ella “deberían haber más ciclovías y más control para las micros, nadie los fiscaliza, ellos son los dueños de las calles. Aquí mismo nosotros estamos a veces y habiendo carabineros no respetan nada y en la noche es peor”.

Esto lo ratifica Tania, ciclista de 43 años que es parte de la agrupación La Cisterna Pedalea, y quien señaló que “cuesta mucho pasar por acá hay que tener coraje. Andar en bicicleta en general es difícil en esta ciudad, pero hay lugares complicados y este es uno de ellos, tú no sabes si ir por la pista izquierda, por la derecha o subirte a la vereda porque por todos lados es peligroso”.

La respuesta de las autoridades

A la inauguración del memorial, llegaron el alcalde y dos concejales de la comuna, además de representantes de la Gobernación de Santiago. A pesar del valorable gesto de asistir y quedarse hasta el final de la actividad, lamentablemente ninguna de estas personas tiene la potestad para infraccionar a aquellos automovilistas que se mueven a exceso de velocidad, esto lo debería hacer Carabineros, por lo que solo pueden solicitar que aumente la fiscalización. Así, aún no se logra resolver la mayor problemática en la muerte de ciclistas.

Joel Olmos, es el nuevo alcalde independiente de La Cisterna y aportó con los trámites para que se instalara ahí la placita en honor a Valeria. Según él fueron las organizaciones de ciclistas las que propusieron la construcción de la primera etapa de ciclovías, no el municipio. Ahora que está en el cargo cuenta que “llevamos dos meses planificando la construcción de una primera etapa de ciclovías que conectan la periferia de la comuna con la Gran Avenida, esto porque aquí es muy peligroso armar ciclovías de emergencia producto del ancho de la calle. Fue una tentación que tuvimos, pero nos dio miedo, ya que no hay condiciones para armar algo así”.

Al lugar también llegó Paola Tapia, quien es jefa del departamento de Infraestructura y Transporte de la Gobernación de la Región Metropolitana. Ella junto a Claudio Orrego han impulsado la Mesa de Movilidad Santiago Pedaleable y Caminable, donde hay organizaciones de La Cisterna participando de ella. Desde este espacio contó que “estamos trabajando en implementar a la brevedad, nuevas ciclovías que sean más seguras que tengan estándares de calidad, pero por sobre todas las cosas hay que crear consciencia en la educación, en la importancia de los valores de la convivencia vial, que hoy más que nunca, a propósito del recuerdo de Valeria, deben estar presentes”.

Valeria, una alegre compañera

Paulina Rivas tiene 22 años y desde hace 12 que era la mejor amiga de Valeria. Ella la recuerda como una mujer alegre, que tenía malos momentos como todas las personas, pero que siempre andaba con una sonrisa en el rostro. Paulina relató que la Vale “amaba su bicicleta. Fue un regalo para la navidad y justo ese año se había portado mal y rebelde, entonces no se la esperaba y cuando le llegó la bicicleta, a la primera persona que sale a mostrársela fue a mí. Estaba muy contenta con todos sus implementos, su casquito, sus guantes. Ella para todos lados andaba en su bicicleta”.

Elizabeth Salazar es su prima menor de ahora 20 años y por mucho tiempo compartieron la pieza con Valeria, lo que las hizo muy cercanas. La recuerda y sus ojos comienzan a brillar, con una mezcla de emoción y orgullo por quien ella recuerda como una persona muy alegre y de piel, que hacía cosquillas al pasar y que siempre se daba el tiempo para juguetear y abrazar a quien estuviese a su lado.

Por eso no le sorprende ver tantas personas homenajeando a su prima, ya que ella hubiese estado ahí también, luchando. Para Elizabeth estas muestras de cariño “te llenan de fuerza y alegría a la vez, para seguir buscando justicia, porque te das cuenta de que no estás sola y de que hay  mucha gente detrás de ti apoyándote y pidiendo la misma justicia”.

La Vale es un ejemplo de lucha

Muy conmovida por todo lo que estaba pasando en el ejercicio de memoria por su querida Vale, Marion Archiles, dijo que “nosotros empezamos de la nada, no sabíamos nada de esto de la lucha y ahora repetimos lo que hacía mi hija, todo lo que hacemos es lo que hacía Valeria”. Así la primera que toma su ejemplo es su madre, con ello toma fuerzas y sigue peleando para que no haya más impunidad.

Tamara de 28 años, fue desde Estación Central hasta el lugar del memorial. Ella participa de Revolución Ciclista Plurinacional  y señaló que “hemos estado en la lucha siempre con la familia, son un ejemplo. Así también lo expresó Raúl Carrasco de 27 años, quien se movilizó desde Huechuraba, sector norte de Santiago y dice que “Valeria es un símbolo para nosotros, nadie merece morir en esas condiciones”.

Graciela de 27 años es de Santiago Centro y llegó al memorial junto a Pedaleras Antipatriarcas y aseguró que “a todas quienes somos ciclistas nos afectó mucho la muerte de la Vale, es como si hubiésemos perdido una hermana y esta es la manera de demostrar que necesitamos que las calles estén seguras para nosotras”. Lo mismo le pasa a Alberto Villarroel de 22 años, que desde La Florida fue a recordar a Valeria, “yo no la conocí, pero que haya sido tan joven me dice que a cualquiera le pudo pasar lo mismo. Además empatizo con la familia que generó toda esta instancia.

Algunas de las organizaciones que llegaron a recordar a Valeria fueron: Santiago Norte Pedalea, Bloque Centro, Pedaleras Antipatriarcas, Lo Espejo Bike, San Joaquín en Pedales, El Sur es Fijo, La Sur Bike, Ciclosororas, Pedales Sur Oriente y Revolución Ciclista Plurinacional.

(Visited 731 times, 2 visits today)

Si te gustó, compártelo.

Close