Escrito por: 6:47 pm Actualidad

COMPARTIR PARA CONVIVIR: La iniciativa que promueve la buena convivencia entre ciclistas y conductores de buses.

Con fotografía masiva de puntos ciegos de los buses y video del efecto Venturi, continúa programa de sensibilización y autoaprendizaje, que busca prevenir y evitar la muerte de ciclistas, apuntando a los puntos críticos de la convivencia entre ciclos y buses.

Fotos Bicicultura y Revista Pedalea

Este domingo 08 de enero se celebró una nueva jornada de convivencia vial entre ciclistas y conductores de buses, en el marco del programa “Compartir para Convivir” que impulsan en alianza Buses Vule y la agencia ciudadana Bicicultura, con el apoyo creciente de instituciones públicas y empresas.

La jornada se realizó en el espacio seguro y sin autos que ofrece el domingo por la mañana en avenida Andrés Bello la Fundación CicloRecreoVía, el que facilitaron para esta actividad “motivados por aportar a una nueva cultura vial, basada en el cuidado y respeto de los más frágiles y vulnerables” según expresó Gonzalo Stierling, fundador y director de CRV.

Gran fotografía Puntos Ciegos

Realizada desde una plataforma telescópica de elevación y dron por un equipo de fotógrafos especializados en tomas aéreas, la actividad permitió demostrar a los ciclistas participantes que en los ángulos muertos o puntos ciegos de un bus se pueden ocultar de la visión del conductor casi un centenar de personas en bicicleta. Para Mariana Vega, ciclista participante, “aunque esto nunca se dará así en la práctica, es impactante verlo y experimentarlo, recordar las tantas veces que creímos que el conductor nos tiraba la micro encima adrede, cuando en realidad no nos veía”. Niños y adultos participantes pudieron también sentarse en el asiento del conductor del bus y comprobar con sus propios ojos las graves limitaciones de visión que afectan a conductores de vehículos mayores.

Foto: Haroldo Horta / Bicicultura

El efecto Venturi

El temible efecto de expulsión-succión que experimentan ciclistas y peatones al ser adelantados por un vehículo de gran volumen y peso, que se ve agravado exponencialmente con la velocidad, conocido como efecto Venturi, que puede producir desde desestabilización y caídas, hasta la succión total o parcial del cuerpo de una persona y bicicleta bajo las ruedas del bus o camión, fue otro de los temas abordados en la jornada. Un video del programa Compartir para Convivir, que resume las experiencias de conductores de buses intercambiando roles con ciclistas, experimentando lo que sienten los ciclistas al ser adelantados por buses sin reservar la distancia de 1,5 metros legales, fue proyectado para todos los participantes desde la pantalla del camión escenario Foton, aportado por Andes Motor.

Feria de movilidad sustentable y seguridad vial

Adultos y niños participantes pudieron recibir información y obsequios de implementos de seguridad en los stands de CONASET, DTPM, ISL, ACHS, MUTUAL, VULE, KNOG y 3M, conocer de la asistencia ciclista de Serviclick, del trabajo que realizan por la seguridad y convivencia Techvial, Bicicultura y la Revista Pedalea. Numerosos participantes optaron por conocer y probar el sistema de las bicicletas públicas de Bike Santiago, mientras otros aprovecharon de revisar y arreglar sus bicicletas en el taller mecánico de Shimano, y conocer las PEDELEC, esas bicicletas de potencia asistida eléctrica, que no reemplazan el pedaleo y que por lo mismo son las únicas que para efectos legales son consideradas bicicletas y no motocicletas.

Trine Danklefsen, consejera política de la embajada de Dinamarca en Chile, expresó que “si realmente queremos transporte sustentable, la combinación de transporte público y bicicleta es clave. Y la buena convivencia entre ambos es vital para la vida del ciclista. La experiencia de Dinamarca recomienda instalación masiva de ciclovías, y la educación es clave, iniciativas como esta son un gran avance para crear conciencia.

Ignacio Araya, gerente planificación Buses VULE explica que “iniciamos este programa hace poco más de dos años con Bicicultura, buscando reducir el conflicto que se presenta en primera pista entre ciclistas y conductores de buses, para diseñar una capacitación a nuestros conductores, basada en los problemas reales, que les entregara un aprendizaje significativo y un cambio en la percepción y valoración de los ciclistas y del importante rol que estos juegan en el cambio hacia mejores ciudades”. Bicicultura sumó al programa el apoyo de las principales entidades públicas vinculadas a seguridad vial; al GORE de Santiago, MTT, CONASET y DTPM, así como también a las universidades Academia de Humanismo Cristiano y San Sebastián, y a la empresa TECHVIAL, que se encontraba realizando pilotos de control de tránsito con levantamiento de datos de exceso de velocidad en diferentes comunas de la RM,  y “maduró en todos el convencimiento, basado en la experiencia empírica y datos, de que el conflicto entre conductores de buses y ciclistas es el ‘resonar» de lo que está sucediendo a nivel general en el tránsito: conflicto de todos contra todos, sensación generalizada de inseguridad e impotencia ante abusos; descontrol y violencia” manifestó Bernardita Labarca, docente UAHC participante del Estudio.

Amarilis Horta, directora de la agencia ciudadana Bicicultura dice que junto a Buses Vule tienen una muy positiva evaluación de la experiencia y consideran que el crecimiento del programa Compartir para Convivir, la buena recepción y apoyo recibido de las instituciones públicas, el interés de las empresas de buses y marcas vinculadas a la seguridad y a la movilidad permite “proyectar una nueva etapa del programa, que integre a todos los anteriores y sume también a la sociedad civil, a organizaciones ciclistas y vinculadas a la movilidad, a sindicatos de conductores de buses y de delivery, para avanzar hacia un nuevo acuerdo social que nos permita co-diseñar nuevas formas de relacionarnos en la vialidad.

(Visited 111 times, 1 visits today)

Si te gustó, compártelo.

Etiquetas: , , , , Last modified: enero 8, 2023
Close